Skip to content

Un cortado leche y leche para llevar

Domingo, 7 octubre 2007

Hace algún tiempo, comentaba que cada lugar tiene sus propias formas de llamar a determinados productos. Ponía el ejemplo de lo que en Gran Canaria es un cortado largo, en Madrid es un café con leche. Al menos en las cafeterías que frecuento. También decía que, para evitar problemas de comprensión, todavía no había probado con un cortado con condensada y, mucho menos, con un leche y leche. Básicamente porque me niego a pedir algo tan ridículo como un café bombón.

Qué quieren que les diga. Me suena muy raro eso de “café bombón”. Me parece denigrante para el café. Así que si, encima, pido que además de leche condensada le pongan leche líquida me pueden echar de la cafetería. Digo esto porque ya tengo un antecedente: el primer día que pedí un café con leche para llevar. Y es que me miraron de forma un poco rara.

Cuando trabajaba en el Banco era muy normal que por la mañana, sobre todo cuando nos quedábamos sin café en la oficina, antes de entrar a trabajar pasáramos por cualquier bar de la zona y pidiésemos un café para llevar, que tomábamos a la vez que arrancábamos la oficina. En muchas oficinas es algo de lo más habitual. Donde no tienen cafetera incluso hay turnos para pagarlos.

En cualquier sitio te lo servían en vasos de corcho, que aguantan bastante el calor, con su tapa y su paleta para revolver el azúcar. Recuerdo que, cuando pedías varios, en algunas cafeterías te los ponían en una especie de cajitas de cartón con un asa par llevarlas. En otras, algo más cutres, los metían dentro de cartones de tabaco vacíos.

La primera vez que pedí un café para llevar en Madrid debió ser en noviembre o diciembre del año pasado. Tenía prisa y no podía tomarlo en la cafetería. Ya hacía frío y alguien me dijo que se me iba a enfriar antes de que llegase a mi destino. No lo entendí hasta que vi que me lo servían ¡en un vaso de plástico con publicidad de Coca Cola! Por supuesto, no hubo ni paleta, ni tapa. Allí mismo vacié el sobre de azúcar, lo revolví con una cuchara y acabé tomándolo mientras caminaba por la calle. Aunque para tomarlo por la calle casi prefiero que me atraquen en Starbucks, donde el vaso es de cartón.

Creo que puedo afirmar sin temor a equivocarme que en todos los lugares en que he pedido un café para llevar en Gran Canaria, me lo han servido en un vaso de corcho. Sin embargo, en Madrid, sólo he visto vasos de corcho en una cafetería cerca de la redacción del periódico. Allí, un compañero pidió un café bombón y yo tuve la tentación de pedir un leche y leche. Sin embargo, me mordí la lengua y pedí un cortado normal.

Reconozco que no quería que me volvieran a mirar de forma extraña y tener que explicar que era un café con leche condensada y líquida. Siempre habrá quien diga que es una forma rara de tomar café. Aunque, para mí, siempre será más raro tomar un café caliente con hielo.

Y eso, en Madrid, en verano es la estrella.

Acerca de estos anuncios
15 comentarios leave one →
  1. Millaquito permalink
    Lunes, 8 octubre 2007 5:36 pm

    Jo, pues en Ftv hasta en la cafetería del Instituto hay para llevar. De hecho hoy me pedí un leche y leche porque no tuve tiempo en el recreo y luego tenía reunión de tutores. Así que deben ser los peninsulares, que por ahorrar te lo dan en un vaso cochambroso, de esos que si pasa mucho tiempo con el líquido dentro se pone todo rancio. Al menos supongo que serán más respetuosos con el medio ambiente que los de corcho.

  2. xicotenerife permalink
    Viernes, 21 marzo 2008 6:48 pm

    mas verguenza pase yo que primero pregunte por la guagua, luego le dije en una tienda de moviles que s eme habia esconchao y le dije a una compañera xaxa brinca pa tras que trinca el coche, pero esa verguenza se conbirtio en orgullo con el tiempo y no me averguenzo de ablar asi vaya donde vaya

  3. Marta permalink
    Sábado, 22 marzo 2008 8:22 am

    xicotenerife: me parece muy bien que estés orgulloso de que allá donde vayas la gente note de dónde eres… pero por favor, BIJILA TU HORTOGRAFIA. Gracias

  4. coco permalink
    Domingo, 11 enero 2009 11:33 pm

    en argetina un canario es un porrete chau amigos saludos!!!!

  5. Lunes, 12 enero 2009 1:26 am

    Hombre, Coco, en España canario es el oriundo de las Islas Canarias. :D

    Saludos.

  6. colossusblood permalink
    Domingo, 15 febrero 2009 7:14 pm

    Jajajaja, yo vivi en Bilbao y Valladolid unos años, realmente es ridiculo pedir un ” Café bombón ” de hecho, jamás lo pedí y la chica, a base de repetirle LECHE Y LECHE, aprendió que quería y como lo quería. Realmente la peninsula y Canarias son dos mundos separados por un gran abismo, así que te mando besos enormes y que te sea leve !!!

    Besos de una canariona…..Atte Estefanía

  7. Davic permalink
    Viernes, 4 septiembre 2009 1:23 pm

    Yo debo ser un ser extraño, si voy a Madrid me gustará llamarle café bombón, si voy a Canarias lo llamaré leche y leche y así con todo. Lo supongo como parte del delicioso proceso de integración de costumbres del lugar que vas a conocer.

    De hecho, considero que romper con la monotonía cotidiana es uno de los encantos de visitar otros lugares. En Hungría probablemente le llamen de forma completamente diferente al café, pero da igual, podemos ir con el leche y leche hasta el fin del mundo.

  8. Viernes, 4 septiembre 2009 2:24 pm

    @Davic, no creo que se trate de inmovilismo, sino de que no hay que renunciar a ser uno mismo para encajar mejor en el lugar al que se va. Sobre todo porque no considero que las costumbres de Madrid difieran de las de Canarias tanto como para considerar que son dos culturas diferentes. Existen diferencias, pues sí, pero lo bueno de la integración es que ambas partes aportan y todos se enriquecen. Pero eso no implica necesariamente que tengas que renunciar a ser tú mismo. Fíjate que cuando escribí esto dije que tomar un café con hielo me parecía muy raro y al final acabé tomando alguno que otro. ;-)

  9. Davic permalink
    Sábado, 5 septiembre 2009 10:16 am

    Seguramente estemos de acuerdo hombre. Quizás mis limitaciones a la hora de expresarme han provocado que califiques de “inmovilismo” el hecho de adaptarte con gusto a las costumbres o maneras de llamar a las cosas, de otra ciudad o país. En cualquier caso es una interpretación libre tuya, no algo que haya escrito yo. O el drama de “renunciar a ser uno mismo” por pedir las cosas de forma que la otra persona las pueda entender.

    Siempre estaría la otra posibilidad, que el camarero aprendiera las 17 formas diferentes de llamar a lo que siempre ha escuchado llamar café bombón, para que todo el mundo se sienta como en casa. Claro que entonces, con tu misma lógica, sería el camarero quien estaría renunciando a ser él mismo.

    En cualquier caso, alabo tu esfuerzo en acabar tomando algún que otro café diferente a los que siempre has tomado.

  10. Canario en Londres permalink
    Martes, 9 noviembre 2010 7:26 am

    para xicotenerife.
    Los canarios no dicen xaxo o xaxa. No voy a ir de listillo, que alguien me corrija si la “ch” no tiene dos sonidos fon’eticos. Uno es abierto (ch que usa el canario) y el otro sonido es cerrado (ch que se usa en la pen’insula). El canario dice, pronuncia y oye la ch, no decimos ni muxaxo, ni muyayo.
    No encuentro razones de sentirse orgulloso de hablar como un canario. Los canarios hablan el castellano que oyen desde que nacen, no nos paramos a pensar en hacer el payaso ni por un instante, eso s’olo lo hacen los que tienen verguenza de su propia cultura y se han de agarrar taca-taca “orgulloso”.
    Soy canario, vivo en Londres y encuentro una suerte entenderme con argentinos, ecuatorianos y espanyoles (perdon si suena mal); de hablar una lengua com’un. Y si hay una palabra otros no entienden pues, se busca otra que nos sea com’un a todos y punto pelota.

    Hay quien se atreve a llamar al “leche y leche” cortado con leche-macho.

  11. Martes, 9 noviembre 2010 10:29 am

    @Canario en Londres, me parece que eso del cortado con leche de macho no lo había escuchado nunca y, la verdad, no sé cómo tomármelo. Por lo demás, bastante de acuerdo con tu exposición.

    Un saludo. ;)

  12. Belén permalink
    Domingo, 19 junio 2011 2:47 pm

    Mis hijos fueron al campeonato juvenil de waterpolo a Leioa(Bilbao)…después de la experiencia, en la carta del restaurante, han puesto:Café Reales(cortado leche-leche y Reales porque son relejeros y con mucho orgullo(de papás peninsulares),de ser biprovinciales.

  13. Martes, 21 junio 2011 12:10 pm

    @Belén, es que la mezcla enriquece. ;)

  14. Jaime permalink
    Domingo, 1 diciembre 2013 1:09 am

    Ruymán, ser uno mismo está muy bien pero hay que adaptarse a donde se vá. Que te empeñes en pedir leche y leche un bar de la península a ti te parece ejercer tu orgullo canario, pero en realidad es comportarse de manera un tanto ridícula. Piénsalo desde la óptica contraria: Imagínate que estás sentado en el bar de tu pueblo (no sé de qué isla eres, pero pongamos, por ejemplo, Teguise en Lanzarote) y a Suso, el del bar, le llega un madrileño y le pide un “café bombón”. Suso alucina y le pregunta qué coño es eso, y al final después de hablar un rato, llegan a la conclusión de que es un “leche y leche”. Pero el madrileño le dice a Suso que a él eso de “leche y leche” le suena ridículo y que va a seguir pidiéndole un “café bombón” todos los días. Tú que estás al lado, con tu leche y leche y tu periódico, como mínimo estarías pensando que el madrileño es un gilipollas, cuando no algo más bonito como “godo”.

    A los canarios que salen a vivir fuera les pedimos (casi les exigimos) que jamás dejen de ser canarios, pero a la gente que viene de fuera a Canarias les pedimos que se adapten porque nos molesta la diferencia. A mí eso me parece muy pueblerino.

    Un saludo.

  15. Domingo, 1 diciembre 2013 12:57 pm

    Jaime, no sé de dónde deduces que pedí un leche y leche en una cafetería de la Península, porque ni lo digo en el texto ni jamás lo he hecho: nunca he sido de leche condensada con el café. En cualquier caso, muchísimas entradas de este blog van precisamente de los contrastes entre Canarias y la Península, no de “exigir” a los canarios que se comporten siempre como en las islas y a los peninsulares que nos visitan que se adapten a las costumbres locales porque si no serán calificados de “godos”. Líbreme Dios de caer en las garras del nacionalismo.

    Sinceramente, tu comentario me hace pensar que no has leído prácticamente nada más de esta bitácora. O que mi sentido de la ironía no se entiende, que también puede ser (y posiblemente sea lo más probable). Por ello, déjame invitarte a leer algunas entradas más para que lo compruebes por ti mismo.

    Por otra parte, soy de Arucas (lo he dicho muchas veces en el blog y figura en la página de mi biografía) y créeme si te digo que he escuchado en más de una ocasión a algún peninsular pedir un café bombón en Arucas. Y lo han entendido y se lo han servido sin ningún problema.

    Ya digo que, sobre todo en sus comienzos, este blog iba de señalar contrastes; de mostrar que lo que dentro de un mismo país en un sitio era normal en otro era bastante diferente. Intentar ver otras cosas es, simplemente, algo que no se corresponde en absoluto con lo que he querido expresar.

    Un saludo y gracias por comentar.

    PS: De hecho, el café bombón es simplemente un café con leche condensada. El leche y leche, hasta donde yo sé, al menos en en Madrid no tiene equivalente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.883 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: