Saltar al contenido
Anuncios

La estación de lluvias

Jueves, 23 agosto 2007

Normalmente, después de comer, un numeroso grupo de compañeros solemos ir a tomar café a un irlandés que está cerca de la redacción. Allí pasamos una media hora charlando de muchas cosas y nada a la vez. Ayer, por ejemplo, empezamos a hablar de nuestros lugares de origen. Una de mis compañeras decía que era impresionante todo lo que sé acerca de Canarias. Ella reconocía que sabe menos de su ciudad, Madrid, que muchos foráneos, algo, por otro lado, muy normal. No creo que yo sepa mucho sobre las Islas, sino que por estas tierras se ignora demasiado sobre ellas.

Esa misma compañera comentó que había visto como se cultivaba la vid en Lanzarote y le había llamado mucho la atención, porque no entendía porqué se hacía así. Estaba explicándole cómo funcionan las gerias y el ingenio que habían demostrado los agricultores al idear ese sistema para retener la humedad, cuando me interrumpió otro compañero con la siguiente pregunta: “Porque… ¿cuándo es la estación de las lluvias en las Islas?”.

No sé si llegué a decir algo, pero creo que mi cara habló por mí. “¿La estación de lluvia en las Islas? Hablamos de Canarias, al lado de África, no del Caribe”. Esto es lo que me faltaba por oír. Resulta que pensaba que en Canarias existe una estación de lluvias, porque recordaba haber leído algo acerca de inundaciones en las Islas un par de veces y, como hace buen tiempo todo el año…

Esta situación, a mi juicio, es el resultado de tres factores. El primero es la carencia de infraestructuras adecuadas, que hacen que cuando caen tres gotas, se inunde media ciudad de Las Palmas de Gran Canaria, medio Sur o Santa Cruz de Tenerife se convierta en un verdadero río. El segundo es el sensacionalismo y desinformación –motivada por esa misma ignorancia– que preside la mayor parte de los programas informativos en televisión. El tercer factor, para mí el más importante, es el educativo.

Cuando yo estudiaba, allá por sexto o séptimo de EGB, se estudiaban los distintos tipos de climas y, especialmente, los climas de España. De la misma manera que me estudiaba los ríos, sin que en Canarias hubiera ni uno, tenía que conocer las particularidades del clima mediterráneo o continental. ¿Es qué en la Península no se estudia que el clima del Archipiélago Canario es subtropical y tiene unas características singulares que lo diferencian del tropical?

Para rematar la faena, sólo le faltó preguntarme por la época de huracanes, que después del paso de la tormenta tropical Delta, debe ser por noviembre. Siempre había pensado que cuando decían que los peninsulares situaban al Archipiélago bajo Baleares; que había quien preguntó, al salir del aeropuerto dónde estaban los cocoteros y los monos; o que alguien tenía la duda de cómo salíamos del cuadrito –el del mapa del tiempo– para venir a la Península, se trataba de leyendas urbanas. Ahora empiezo a plantearme muy en serio que, tal vez, no lo son. 

Anuncios
7 comentarios leave one →
  1. teniente d'hubert permalink
    Viernes, 24 agosto 2007 9:11 am

    Viendo el concurso éste de SABES MAS QUE UN NIÑO DE PRIMARIA se da cuenta uno de la cantidad de conocimientos que, primero, adquirió y, luego, olvidó. De hecho ayer fue incapaz de recordar cuál era el pico más elevado de Baleares y estoy seguro que lo estudié. Espero que con ello no ofenda a ningún balear.

  2. Viernes, 24 agosto 2007 10:37 am

    Hombre, D’Hubert, no te conocía yo esa afición por Ramón García. En cualquier caso, si tú, que al igual que yo eres de EGB y BUP, tienes esas dudas, imagínate lo que nos espera con los hjos de la ESO.

    ¡Y pensar que Manuel Aranda nos advertía hace once años y lo tomábamos por loco!

    Por cierto, es el Puig Major, ¿no? Gracias, Google 😉

  3. teniente d'hubert permalink
    Jueves, 30 agosto 2007 4:52 pm

    Mira, para muestra un botón; leído hoy en el TOP SECRET del CANARIAS AHORA: ” El prestigioso diario catalán que fundara el Conde de Godó tituló su información sobre la venta de la isla de Montaña Clara de este modo tan jacarandoso:’ Sale a la venta por nueve millones un islote protegido junto a Tenerife donde no se puede edificar ‘ . Hay que descartar la mano negra de Pilar Parejo o de alguno de sus propios, y hay que descartar que don José Rodríguez, director-editor de El Día, puede haber influido en esa información. Todo debe atribuirse a dos factores, la ignorancia y la ignorancia, ambos propiciados por una insistente y bien planteada estrategia publicitaria en la que las islas orientales han salido perdiendo siempre ” .

  4. teniente d'hubert permalink
    Viernes, 31 agosto 2007 12:49 pm

    por cierto, para que sigas ejerciendo, en este caso, de grancanario en madrid… te envío un enlace a la campaña de marketing viral que pretende desarrollar el patronato de turismo ( con la posibilidad de descargar fondos de escritorio, firmas digitales e imagenes para el móvil ) : http://www.grancanaria.com/patronato_turismo/20312.0.html

  5. Viernes, 31 agosto 2007 12:53 pm

    Acabo de leer la noticia en el Canarias7 y estaba pensando escribir algo sobre el tema, previa investigación, pero a partir de mañana, porque hoy me voy de concierto y ahora estoy en la redacción enredado con unas declaraciones de Bush. Nada más ni nada menos.

    Por cierto, ya es oficial: a partir del 14, quemamos Oviedo.

  6. Santiago permalink
    Jueves, 12 junio 2014 7:04 am

    Oído a canarios:

    “¿En Cádiz nieva?”
    “Sería incapaz de vivir en la Península. Tendría que estar en casa todo el año, por las lluvias”.
    “El Plan Hidrologico Nacional podría convertir en bosques las zonas desérticas”.

    Nieve en Cádiz… Lluvia todo el año y encima en “la Península”, ese concepto aglutinador que distinque el clima de Galicia del de Sevilla… desiertos en mitad del país…

    Encontrar ignorantes es muy fácil, lo que es complicado es tomarse estas cosas como ofensas personales.

  7. Jueves, 12 junio 2014 2:28 pm

    @Santiago, como ya he escrito en otras respuestas a tus múltiples comentarios, creo que te tomas todo esto demasiado en serio y no terminas de captar la enorme dosis de ironía que hay en la mayor parte de los textos que tratan este tipo de temas (cosa que, por otra parte, muy probablemente sea culpa mía).

    Te aseguro que en lo que cuento, de ofensa personal no había nada. Tanto en este, como en otros muchos casos, un simple motivo para echarnos unas risas y seguir hablando de mil y más cosas. 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: