Saltar al contenido
Anuncios

Una semana para olvidar

Martes, 4 septiembre 2007

Siempre he escuchado que los cambios de estaciones provocan un aumento en el porcentaje habitual de personas fallecidas. Al parecer, las variaciones en la climatología propia de cada estación afectan a la salud de las personas mayores y a los enfermos. Hay quien dice que los astros también pueden tener algo que ver. Ya saben, la mayor cercanía de la tierra al sol o a la luna. El solsticio y el equinoccio.

Aunque estoy convencido de que la luna puede influir –e influye– en nuestro estado de ánimo, no creo que tenga mucho que ver en este aumento del número de muertos. Porque de lo que sí que estoy convencido es de que, efectivamente, con los cambios de estaciones esta cifra aumenta. De hecho, muchas de las personas que han fallecido en mi familia lo han hecho en fechas cercanas a un cambio de estación.

Sin embargo, parece que este año, con el verano tan extraño que hemos sufrido, hasta esta estadística se ha adelantado. La última semana de agosto, cuando todavía queda casi un mes entero para que nos adentremos en el otoño, se ha convertido en una auténtica semana negra.

El lunes comenzó con la noticia de la muerte de la actriz Emma Penella a los 76 años de edad. La estanquera más famosa del cine español dejaba huérfana a la comunidad de propietarios más televisiva de este país.

Apenas había comenzado el martes, cuando con 72 años y víctima, al igual que Penella, de una enfermedad, fallecía el escritor y columnista Paco Umbral. Aún no nos habíamos recuperado del golpe, cuando ocurrió lo que todos temíamos desde el sábado: con tan sólo 22 años, el corazón del jugador del Sevilla C.F. Antonio Puerta, dejaba de latir en el Hospital Virgen del Rocío, después de haber sufrido un desmayo y un posterior paro cardiaco durante el primer partido de liga, que enfrentaba a su equipo y al Getafe, el sábado anterior.

Con total seguridad, éste fue el golpe más duro de la semana, pero no el último. Porque el jueves era José Luis de Vilallonga quien moría a los 87 años en su casa de Mallorca. Una semana para olvidar desde el punto de vista informativo, ya que a estas muertes hay que sumar las de todas las personas anónimas que perdieron su vida en las carreteras o las mujeres que fueron asesinadas a manos de sus parejas, o las de los inmigrantes que nunca finalizarán su viaje.

Tanta noticia negativa, tengo que reconocerlo, me bajó un poco los ánimos. Quizá por ello, desde que me enteré de la muerte de Vilallonga, siento el impulso de volver a ver, una vez más, Desayuno con diamantes, en la que Vilallonga interpretaba a un magnate brasileño. Posiblemente, una comedia romántica, una historia triste, pero con final feliz, es lo que necesita una semana tan mala como ésta.

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. teniente d'hubert permalink
    Miércoles, 5 septiembre 2007 10:19 am

    Y de todos, el único que movilizó a las masas hasta el punto de unir a béticos y sevillistas fue el del joven jugador Antonio Puerta cuyo mayor mérito, realmente, fue meter un gol ( un gran gol, sí ) que supuso el inicio de unos meses triunfales para el Sevilla FC ( del que sabes soy seguidor, junto a nuestra querida UD ) . Morir en plena flor de la vida y casi en directo han debido influir y, sin duda, el hecho de que, como dijera Juvenal, nuestra sociedad se alimente del ” panem et circenses ” . Bueno, no me hagas mucho caso… Creo que hoy me he levantado demasiado reflexivo. Por cierto, depués de leer tu post, no me quitó de la cabeza la melodía de ” Moon River ” …

Trackbacks

  1. Ciao, Luciano « Un canario en Madrid

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: